Correr por la salud. Una batalla ganada

Dos bandos bien definidos en la batalla de la Salud. A un lado, los que estiran, calientan músculos y ponen a prueba las pulsaciones. Del otro, muchos voluntarios, un año más, en la explanada que acogerá a miles de corredores. Una guerra donde todos salen victoriosos.

La III Carrera por la Salud. La actividad más participativa que organiza la Comisión Comunitaria de Salud El Progreso, en la que participan todos los colectivos sociales, educativos, religiosos, de salud y vecinales de los barrios en los que trabaja: El Progreso, Santa Engracia, Gurugú, Colorines y La Luneta.

Albañiles, fontaneros, fiscales, artistas, deportistas, aparejadores, empresarios, fruteros, camilleros, periodistas, psicólogos, diseñadores, cajeros, administrativos, informáticos, farmacéuticos, policías, ganaderos, ingenieros, peluqueros, dentistas, guardia civiles, socorristas, políticos, enfermeros, carniceros, biólogos, veterinarios, mecánicos, militares, profesores, médicos, pacientes, corredores, voluntarios, estudiantes, parados, jubilados, mujeres y hombres, niñas y niños, en masculino y en femenino.

Todos corren, recorren  el mismo trayecto, pisan el mismo suelo, primero un pie y luego el otro, se saludan, se ayudan, se dan la mano, levantan a sus hijos, antes de cruzar la meta, antes de coger la medalla. Objetivo claro, sencillo y directo: Por y para la comunidad, trabajar para prevenir para hacer ver al vecino del barrio que debe cooperar en equipo para el bien de sus intereses sociales. Un barrio mejor, una vida más saludable, una vida, al menos una pizca mejor.

La batalla continúa, el día es frío, pero el bien ambiente calienta cuerpo y alma. Están los que colocan los conos, los que preparan la zona de meta, los que dan dorsales, los que controlan el tráfico, los que animan el cotarro con un micro, los que con la sonrisa dan fuerzas al otro bando.

La guerra continúa, será larga, un campo de batalla que ir preparando con mimo para mimar a sus guerreros, soldados del día a día con un corazón bien grande como arma. Otro año, otra victoria.

 

 

Compartir en...
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Comentar (1):

  1. Sara

    8 diciembre, 2019 at 23:57

    Fantástico reportaje!!! Gracias chicos

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *